+ 34 676 188 759 International Management: + 34 639 488 133

¿QUIÉN PAGA LOS GASTOS NOTARIALES EN UNA COMPRAVENTA?

gastos notariales compraventaYa habéis cerrado el precio con el propietario de la casa de vuestros sueños, llega el esperado día de la firma en la notaria y alguien pregunta: ¿quién paga los gastos notariales?, ¿cómo?, yo pensaba que el vendedor…, ¿qué?, ¿no los paga el comprador?….

Esta situación que parece algo excepcional, se da con frecuencia y, si bien, en muchas ocasiones se resuelve positivamente en la propia notaria, en otras es causa de discusiones y malentendidos que pueden dar al traste con la compraventa.

Para evitar estas y otras situaciones, es conveniente dejar acordadas toda las condiciones antes de dar por cerrada la operación. Pero realmente, ¿quién está obligado a pagar los gastos notariales de una compraventa?.

En muchas ocasiones en la propia escritura pública se dice en su clausulado que los gastos se pagan conforme a ley. Pues bien, la ley lo que dice es que los gastos notariales son en su mayor parte del vendedor. Así, dispone el artículo 1.455 del Código Civil que: “Los gastos de otorgamiento de escrituras serán de cuenta del vendedor, y los de la primera copia y los demás posteriores a la venta serán de cuenta del comprador, salvo pacto en contrario”. Es decir, según ley, el comprador sólo viene obligado a abonar los gastos de la primera copia de la escritura y, en todo caso, los gastos registrales.

Pero como dice el propio artículo 1.455, las partes pueden pactar lo contrario. Y en este caso, prevalecerá lo acordado entre vendedor y comprador. Si bien es verdad que en la práctica se suelen asumir estos gastos según la costumbre del lugar. Por ejemplo, en Madrid la costumbre es que los asuma íntegramente el comprador. Sin embargo, en Cáceres suelen abonarse según ley.

Otra cuestión interesante a tener en cuenta es que, salvo pacto en contrario, el que paga los gastos notariales o la mayor parte de ellos es el que tiene derecho a elegir al notario ante el que se firmará la escritura pública de compraventa. Así se desprende del artículo 126 del Reglamento Notarial que también aclara que no podrá imponer notario que carezca de conexión razonable con algunos de los elementos personales o reales del negocio.

La compraventa de un inmueble es una operación importante que es aconsejable llevarla siempre a cabo con el asesoramiento de un profesional cualificado. Desde Clavium estamos a vuestra disposición para aclararos cualquier duda que os pueda surgir en la compra de vuestra futura vivienda.